Béisbol / bateo

ven08ag
Tovar & Davalillo: Un One - Two inigualable
Un binomio legendario César Tovar y Víctor Davalillo, sin duda, ha sido el mejor y más excitante one - two que haya tenido algún equipo en la Liga Venezolana de Béisbol Profesional, y los Leones del Caracas se dieron ese lujo durante una buena cantidad de años. César Tovar era el abridor perfecto de cualquier line up, ya que era sumamente habilidoso, rápido, y buscaba cualquier forma para embasarse, incluyendo dejarse pegar la pelota, punto sobre el cual se hizo muy famoso por la gran cantidad de veces que lo logró. Víctor Davalillo por su parte, fue un insigne bateador, el mejor en Venezuela de todos los tiempos, el máximo hiteador, y al igual que Tovar, movía muy bien las piernas, siendo legendarios sus famosos toques de bola de sorpresa. Este dúo fue la “llave” del éxito con la que El Caracas aterrorizaba a sus contrarios, y era a partir de ellos que se fraguaban los ataques ofensivos del equipo. Muchas veces Tovar iniciaba el juego embasándose de todas las formas que él sabía, e inmediatamente, ya en primera, todo el mundo sabía que lo que venía era una jugada de hit and run, en la que Tovar salía a segunda, Davalillo bateaba hit al rightfield, y Tovar, con facilidad, llegaba a tercera base, y si los outfielders se descuidaban, se les metía hasta home. Fuente Tovar y Davalillo, además de privilegiados bateadores, también eran unos excelentes jugadores a la defensiva, y principalmente se recuerda a Davalillo en el centerfield y a Tovar en el la pradera derecha. César y Vitico, en la década del sesenta y primeros años del 70 del siglo pasado, a pesar de ser jugadores consagrados en las Grandes Ligas, se reportaban desde los primeros días de la campaña a sus Leones del Caracas, y desde el principio comenzaban a repartir palo a diestra y siniestra. Ciertamente fue un verdadero lujo de los fanáticos del Caracas el haber tenido a esas estrellas juntas en nuestro béisbol venezolano, poniéndole ellos siempre todo lo que tenían sin estar cuidándose. Los aficionados de Los Leones disfrutaron de ese dúo dinámico hasta la temporada 1974/1975, ya que en la campaña siguiente (1975/1976), ni el Caracas, ni La Guaira, participaron en el torneo de la Liga por problemas con el alquiler del Estadio Universitario, por lo que ambos conjuntos se fusionaron en un equipo que se denominó los Tibuleones, y cuya sede fue la ciudad de Acarigua. En la temporada 1976/1977, tanto el Caracas como La Guaira volvieron a su sede natural del Universitario de la UCV, pero en esa campaña se dio uno de los cambios que más ha conmocionado a los aficionados de Los Leones en cualquier época: ¡Tovar y Davalillo fueron cambiados a Los Tigres de Aragua! En verdad fue una noticia que dejó en shock a los seguidores del Caracas, y de lo cual costó mucho reponerse. Fuente César Tovar, un jugador de una pimienta como ninguno, fue un pelotero sumamente destacado en las Grandes Ligas, recordándose principalmente su permanencia en el Big Show con el equipo de los Mellizos de Minnesota. César fue el primer venezolano en batear 200 hits en las Grandes Ligas, además de haber sido el segundo pelotero en esas instancias en jugar las nueve posiciones en un encuentro; el primero fue el cubano Dagoberto Campaneris. Tovar participó en 12 campañas en las Grandes Ligas, dejando un promedio vitalicio de 278 puntos, habiendo conectado 1.546 hits y logrando estafarse 226 bases. Fuente Víctor Davalillo por su parte, fue un bateador insigne, y dio hits al por mayor en todas las ligas donde jugó, tanto en las ligas menores del béisbol organizado, en las Grandes Ligas, en México, y por supuesto, en Venezuela. Vitico ganó un Guante de Oro como mejor jardinero central de la Liga Americana en 1964, habiendo sido el primer venezolano en batear por encima de 300 en las Grandes Ligas en la temporada de 1965. Davalillo, durante 16 años en la Gran Carpa tuvo un promedio vitalicio de 279 puntos, conectó 1.112 hits, y al final de su carrera, fue reconocido como uno de los mas confiables bateadores emergentes en el mejor béisbol del mundo. Históricos jugadores Fuente Con sobrada justicia, los números de estos ilustres peloteros, el 2 de Víctor Davalillo y el 12 de César Tovar, fueron retirados por el equipo Leones del Caracas, por lo que ningún otro jugador del conjunto melenudo podrá volver a usar dichos números. Méritos para lo anterior hay de sobra, pero solo para mencionar un dato relevante, tanto Víctor Davalillo como César Tovar, batearon más de 1.000 hits en la Liga Venezolana de Béisbol Profesional. Davalillo conectó 1.505 hits, máxima cantidad en la pelota criolla, y por su parte Tovar logró nada menos que 1.224 incongibles. Para terminar, debe indicarse que Víctor Davalillo jugó en total en la liga venezolana con Los Leones del Caracas durante 19 temporadas, así como César Tovar formó parte de la divisa capitalina en 16 campañas.
0.00
5
2

ven08ag
Tovar & Davalillo: Un One - Two inigualable
Un binomio legendario César Tovar y Víctor Davalillo, sin duda, ha sido el mejor y más excitante one - two que haya tenido algún equipo en la Liga Venezolana de Béisbol Profesional, y los Leones del Caracas se dieron ese lujo durante una buena cantidad de años. César Tovar era el abridor perfecto de cualquier line up, ya que era sumamente habilidoso, rápido, y buscaba cualquier forma para embasarse, incluyendo dejarse pegar la pelota, punto sobre el cual se hizo muy famoso por la gran cantidad de veces que lo logró. Víctor Davalillo por su parte, fue un insigne bateador, el mejor en Venezuela de todos los tiempos, el máximo hiteador, y al igual que Tovar, movía muy bien las piernas, siendo legendarios sus famosos toques de bola de sorpresa. Este dúo fue la “llave” del éxito con la que El Caracas aterrorizaba a sus contrarios, y era a partir de ellos que se fraguaban los ataques ofensivos del equipo. Muchas veces Tovar iniciaba el juego embasándose de todas las formas que él sabía, e inmediatamente, ya en primera, todo el mundo sabía que lo que venía era una jugada de hit and run, en la que Tovar salía a segunda, Davalillo bateaba hit al rightfield, y Tovar, con facilidad, llegaba a tercera base, y si los outfielders se descuidaban, se les metía hasta home. Fuente Tovar y Davalillo, además de privilegiados bateadores, también eran unos excelentes jugadores a la defensiva, y principalmente se recuerda a Davalillo en el centerfield y a Tovar en el la pradera derecha. César y Vitico, en la década del sesenta y primeros años del 70 del siglo pasado, a pesar de ser jugadores consagrados en las Grandes Ligas, se reportaban desde los primeros días de la campaña a sus Leones del Caracas, y desde el principio comenzaban a repartir palo a diestra y siniestra. Ciertamente fue un verdadero lujo de los fanáticos del Caracas el haber tenido a esas estrellas juntas en nuestro béisbol venezolano, poniéndole ellos siempre todo lo que tenían sin estar cuidándose. Los aficionados de Los Leones disfrutaron de ese dúo dinámico hasta la temporada 1974/1975, ya que en la campaña siguiente (1975/1976), ni el Caracas, ni La Guaira, participaron en el torneo de la Liga por problemas con el alquiler del Estadio Universitario, por lo que ambos conjuntos se fusionaron en un equipo que se denominó los Tibuleones, y cuya sede fue la ciudad de Acarigua. En la temporada 1976/1977, tanto el Caracas como La Guaira volvieron a su sede natural del Universitario de la UCV, pero en esa campaña se dio uno de los cambios que más ha conmocionado a los aficionados de Los Leones en cualquier época: ¡Tovar y Davalillo fueron cambiados a Los Tigres de Aragua! En verdad fue una noticia que dejó en shock a los seguidores del Caracas, y de lo cual costó mucho reponerse. Fuente César Tovar, un jugador de una pimienta como ninguno, fue un pelotero sumamente destacado en las Grandes Ligas, recordándose principalmente su permanencia en el Big Show con el equipo de los Mellizos de Minnesota. César fue el primer venezolano en batear 200 hits en las Grandes Ligas, además de haber sido el segundo pelotero en esas instancias en jugar las nueve posiciones en un encuentro; el primero fue el cubano Dagoberto Campaneris. Tovar participó en 12 campañas en las Grandes Ligas, dejando un promedio vitalicio de 278 puntos, habiendo conectado 1.546 hits y logrando estafarse 226 bases. Fuente Víctor Davalillo por su parte, fue un bateador insigne, y dio hits al por mayor en todas las ligas donde jugó, tanto en las ligas menores del béisbol organizado, en las Grandes Ligas, en México, y por supuesto, en Venezuela. Vitico ganó un Guante de Oro como mejor jardinero central de la Liga Americana en 1964, habiendo sido el primer venezolano en batear por encima de 300 en las Grandes Ligas en la temporada de 1965. Davalillo, durante 16 años en la Gran Carpa tuvo un promedio vitalicio de 279 puntos, conectó 1.112 hits, y al final de su carrera, fue reconocido como uno de los mas confiables bateadores emergentes en el mejor béisbol del mundo. Históricos jugadores Fuente Con sobrada justicia, los números de estos ilustres peloteros, el 2 de Víctor Davalillo y el 12 de César Tovar, fueron retirados por el equipo Leones del Caracas, por lo que ningún otro jugador del conjunto melenudo podrá volver a usar dichos números. Méritos para lo anterior hay de sobra, pero solo para mencionar un dato relevante, tanto Víctor Davalillo como César Tovar, batearon más de 1.000 hits en la Liga Venezolana de Béisbol Profesional. Davalillo conectó 1.505 hits, máxima cantidad en la pelota criolla, y por su parte Tovar logró nada menos que 1.224 incongibles. Para terminar, debe indicarse que Víctor Davalillo jugó en total en la liga venezolana con Los Leones del Caracas durante 19 temporadas, así como César Tovar formó parte de la divisa capitalina en 16 campañas.
0.00
5
2

ven08ag
Tovar & Davalillo: Un One - Two inigualable
Un binomio legendario César Tovar y Víctor Davalillo, sin duda, ha sido el mejor y más excitante one - two que haya tenido algún equipo en la Liga Venezolana de Béisbol Profesional, y los Leones del Caracas se dieron ese lujo durante una buena cantidad de años. César Tovar era el abridor perfecto de cualquier line up, ya que era sumamente habilidoso, rápido, y buscaba cualquier forma para embasarse, incluyendo dejarse pegar la pelota, punto sobre el cual se hizo muy famoso por la gran cantidad de veces que lo logró. Víctor Davalillo por su parte, fue un insigne bateador, el mejor en Venezuela de todos los tiempos, el máximo hiteador, y al igual que Tovar, movía muy bien las piernas, siendo legendarios sus famosos toques de bola de sorpresa. Este dúo fue la “llave” del éxito con la que El Caracas aterrorizaba a sus contrarios, y era a partir de ellos que se fraguaban los ataques ofensivos del equipo. Muchas veces Tovar iniciaba el juego embasándose de todas las formas que él sabía, e inmediatamente, ya en primera, todo el mundo sabía que lo que venía era una jugada de hit and run, en la que Tovar salía a segunda, Davalillo bateaba hit al rightfield, y Tovar, con facilidad, llegaba a tercera base, y si los outfielders se descuidaban, se les metía hasta home. Fuente Tovar y Davalillo, además de privilegiados bateadores, también eran unos excelentes jugadores a la defensiva, y principalmente se recuerda a Davalillo en el centerfield y a Tovar en el la pradera derecha. César y Vitico, en la década del sesenta y primeros años del 70 del siglo pasado, a pesar de ser jugadores consagrados en las Grandes Ligas, se reportaban desde los primeros días de la campaña a sus Leones del Caracas, y desde el principio comenzaban a repartir palo a diestra y siniestra. Ciertamente fue un verdadero lujo de los fanáticos del Caracas el haber tenido a esas estrellas juntas en nuestro béisbol venezolano, poniéndole ellos siempre todo lo que tenían sin estar cuidándose. Los aficionados de Los Leones disfrutaron de ese dúo dinámico hasta la temporada 1974/1975, ya que en la campaña siguiente (1975/1976), ni el Caracas, ni La Guaira, participaron en el torneo de la Liga por problemas con el alquiler del Estadio Universitario, por lo que ambos conjuntos se fusionaron en un equipo que se denominó los Tibuleones, y cuya sede fue la ciudad de Acarigua. En la temporada 1976/1977, tanto el Caracas como La Guaira volvieron a su sede natural del Universitario de la UCV, pero en esa campaña se dio uno de los cambios que más ha conmocionado a los aficionados de Los Leones en cualquier época: ¡Tovar y Davalillo fueron cambiados a Los Tigres de Aragua! En verdad fue una noticia que dejó en shock a los seguidores del Caracas, y de lo cual costó mucho reponerse. Fuente César Tovar, un jugador de una pimienta como ninguno, fue un pelotero sumamente destacado en las Grandes Ligas, recordándose principalmente su permanencia en el Big Show con el equipo de los Mellizos de Minnesota. César fue el primer venezolano en batear 200 hits en las Grandes Ligas, además de haber sido el segundo pelotero en esas instancias en jugar las nueve posiciones en un encuentro; el primero fue el cubano Dagoberto Campaneris. Tovar participó en 12 campañas en las Grandes Ligas, dejando un promedio vitalicio de 278 puntos, habiendo conectado 1.546 hits y logrando estafarse 226 bases. Fuente Víctor Davalillo por su parte, fue un bateador insigne, y dio hits al por mayor en todas las ligas donde jugó, tanto en las ligas menores del béisbol organizado, en las Grandes Ligas, en México, y por supuesto, en Venezuela. Vitico ganó un Guante de Oro como mejor jardinero central de la Liga Americana en 1964, habiendo sido el primer venezolano en batear por encima de 300 en las Grandes Ligas en la temporada de 1965. Davalillo, durante 16 años en la Gran Carpa tuvo un promedio vitalicio de 279 puntos, conectó 1.112 hits, y al final de su carrera, fue reconocido como uno de los mas confiables bateadores emergentes en el mejor béisbol del mundo. Históricos jugadores Fuente Con sobrada justicia, los números de estos ilustres peloteros, el 2 de Víctor Davalillo y el 12 de César Tovar, fueron retirados por el equipo Leones del Caracas, por lo que ningún otro jugador del conjunto melenudo podrá volver a usar dichos números. Méritos para lo anterior hay de sobra, pero solo para mencionar un dato relevante, tanto Víctor Davalillo como César Tovar, batearon más de 1.000 hits en la Liga Venezolana de Béisbol Profesional. Davalillo conectó 1.505 hits, máxima cantidad en la pelota criolla, y por su parte Tovar logró nada menos que 1.224 incongibles. Para terminar, debe indicarse que Víctor Davalillo jugó en total en la liga venezolana con Los Leones del Caracas durante 19 temporadas, así como César Tovar formó parte de la divisa capitalina en 16 campañas.
0.00
5
2
0.00
6
2
0.00
6
2
0.00
6
2
0.00
2
3
0.00
2
3
0.00
2
3
0.00
3
4
0.00
3
4
0.00
3
4
0.00
2
1
0.00
2
1
0.00
2
1
0.00
8
3
0.00
8
3
0.00
8
3
0.00
10
1
0.00
10
1
0.00
10
1
Más publicaciones aparecerán pronto. ¡Escribe la tuya!